Ch-ch-ch-changes

Es normal y común que en esta época del año todos empecemos a hacernos planteos y a analizar lo que pasó en el año. Lo que cambiamos, lo que mejoramos, lo que perdimos, lo que dejamos ("It is a love based of giving and receiving as well as having and sharing. And the love that they give and have is shared and received. And through this having and giving and sharing and receiving, we too can share and love and have... and receive" Qué groso Joey! No pude evitar recordarlo cuando escribí esa línea).

El año nuevo nos da esa sensación del eterno retorno, donde no importa tanto el volver a empezar, sino más bien, ese sentimiento que solemos tener a principios de clases, con un cuaderno vacío y los lápices con todas sus puntas.

Es un desafío. Un desafío a cumplir con nuevos objetivos (que, muchas veces, no son tan nuevos sino un rejunte de todos los que no cumplimos en el año que termina). Un desafío al destino, a ver qué pasa, qué nos espera, qué haremos con este nuevo año.

Es, de alguna forma, cerrar un ciclo, empezar uno nuevo, limpito y ordenado. Un ciclo que empieza seguramente con vacaciones, y descanso. Un ciclo en el que podemos reinventarnos a nosotros mismo.

Es demasiado loco que un simple cambio de fecha nos genere todos estos sentimientos. Y al mismo tiempo... ¿Qué sería de nosotros si no cambiáramos de año? Viviríamos encerrados en un ciclo que no termina nunca. Sentiríamos que hay algo agotador que cargamos en nuestras espaldas. No podríamos culpar a los años por sus maldiciones ("El 94 fue el peor año de mi vida"), tendríamos que hacernos cargo de lo que nos corresponde. Darnos cuenta de que no son los años los que nos marcan un inicio y un final, sino nosotros mismos.

Comentarios

Café (con tostadas) ha dicho que…
sí, sí... yo me tengo que hacer cargo, estamos de acuerdo!


pero que este 2009 fue un año de mierda, eso es responsabilidad de él, yo no tengo nada que ver! jajaja
Chil ha dicho que…
hola pau! bueno es verdad eso d elos balances...y objetivos y metas...yo para el 2010 quiero disfruta de la actividad fisica (soy re antideporte y vida sana..) y despue snada mas...voy a dejar de hacer planes y voy a ver que onda de ir manejando las cosas asi como vienen....

ah y el 1999 y el 2009 fueron año maravillosos!!...ojala no tenga que esperar al 2019!
Bang, bang, bang... ha dicho que…
me encantò tu entrada!!... que cierto es lo que dices... y aun asi se que terminare culpando al calendario por toda desgracia...

un beso pau... shau!
::♥ Sol ♥:: ha dicho que…
Esto va a sonar muy poco profundo, pero yo estoy mas preocupada por sobrevivir dignamente a las fiestas y conseguir una agenda que me guste, en vez de pensar en el balance...

Quizás lo haga inconcientemente .... i don't know.... :S
n. ha dicho que…
quizas deberiamos tener todos una fecha personal para el cambio... y dejarle al año nuevo la fiaca del carrete...
Ana Clara ha dicho que…
Con el mal humor que tengo, hoy justo alguien me dijo "vamos que ya termina el año!" y me puso máaas de mal humor, qué tiene que ver mi vida con que a la Tierra se le ocurra completar una vuelta alrededor del Sol? :P
Minerva ha dicho que…
ayyy me siento una tarada que cierra el blog con el cierre del anioo! jajaja *no tengo enie(
Jordana ha dicho que…
Definitivamente este fue el peor año de mi vida!
Pero a ver si cambiaaa eh
;)
=Jota= ha dicho que…
es cierto. La culpa es nuestra: no sos vos, tiempo, soy yo, Jota
Florencia G. Rossi ha dicho que…
Si hago un balance de mi 2009 va a empezar bien, pero en los últimos 4 meses cayó porque volvió mi ex a mi vida ¬¬
maldito jajaja
Besos
Ámbar ha dicho que…
No sé qué sería de mí sin el cambio de año. Como decís vos, viviría encerrada en un ciclo sin final, con 1000 kg a mis espaldas.
Antes decía que el 2003 fue el peor año de mi vida, ahora creo que voy a decir que fue el 2009. Andate y no vuelvas más... 2010, te espero ansiosa!!!
Besooo
Angelus ha dicho que…
Seré rara o será que no tengo tele: no hago balances, me da lo mismo. Siempre trato de ser mejor, no sólo cuando cambia el número del año. No me da la cuestión del desafío. Sólo ruego mentalmente que se terminen pronto las reuniones bestiales para comer y beber, que me toquen muchos regalos y que la resaca no sea fuerte.
Lady ha dicho que…
Excelente reflexión!

COmo seres humanos necesitamos sentir que cerramos etapas, que vamos superándonos y avanzando. Igualmente creo que el tiempo no siempre es lineal como en el calendario, sino más bien una experiencia subjetiva que el tiempo lineal nos ayuda a enmarcar.

Besos
A los que se han apagado.- ha dicho que…
Nunca supe si los balances del año son para bien o para mal, siempre me dieron nostalgia por mas positivos que sean :/
el Rafa ha dicho que…
Justamente ayer conversaba con un amigo que tiene unos problemas con químicos y me decía “ahora que cambie el año me pongo las pilas y bla… bla…” y le llame la atención sobre esa mentira que representa decir que por que cambie la fecha uno va a cambiar. El tiempo, como el calendario, son simples convencionalismos útiles, nada tienen de trascendentales. Claro que mucha gente sale de joda lo cual abre un buen abanico de posibilidades para un juerguista como yo.
Indignada ha dicho que…
el post me encantó, es verdad, no lo había pensado así sinceramente, está buena la posibilidad de tener un borrón y cuenta nueva.

Por la cita de Joey, te aplaudo.
.~Anitsu ·● ha dicho que…
Ojalá este año que empieza signifique eso, un cambio. Que canada que me tiene esta vida.
Besos
V!R ha dicho que…
Wow, si, es cierto...

Todos los años me digo a mi misma que tengo que mejorar en banda de cosas, pero al final termino diciendo: Por favor! Que termine este año horrible!

Pero lo bueno es que voy aprendiendo a aprender de mis errores, aunque despues los vuelva a repetir...

Besos Pau!
Mechi.- ha dicho que…
A mi siempre me parecio que el año empieza en marzo
Chulian ha dicho que…
Si vieramos alguna vez, que todo está andando al revés podríamos cambiar ahora...


Besos Pau! Feliz Nuevo Ciclo :)

http://www.youtube.com/watch?v=Uy_sFk97tls

Entradas populares