lunes, 7 de abril de 2008

Los tiempos cambian

En el kiosco, mientras esperaba que me atiendan, llega un señor:

Kiosquero: Si señor, digame...

Señor: No, estaba la señorita antes

Yo: No, está bien, atiendalo primero

Señor: Es un honor! Muchas gracias! Cómo cambiaron los tiempos!

Kiosquero: Si, ahora hasta algunas pagan cuando salen con sus novios!

Yo: Y... hay que adaptarse...

Señor: Claro... Pero el otro día, vi una pareja que se subió al colectivo. Y encima que ella pagó el pasaje de los dos, él se fue a sentarse solo, sin esperarla a ella. Eso no está bien!

Un señor que entendió todo.

No hay comentarios: