domingo, 6 de abril de 2008

Corre, Sol, corre!!

Palermo, caminando por Borges hacia Santa Fe. Íbamos Sol, Paulita y yo. Eran las 3 de la mañana de un sábado.
Veníamos las tres charlando, tranquilas, de la vida, cuando una camioneta se nos acerca. Era una de esas utilitarias. Y del lado del acompañante se asoma un pibe:

- Chicas, los bares están todos para el otro lado, no?

- Si, tienen que ir para allá (las tres juntas, señalando el lado contrario)

- Entonces por qué ustedes caminan hacia allá???

Seguimos caminando, sin hacer caso, y a unos 20 mts, la camioneta (que había quedado parada atrás) acelera y nos alcanza. Al llegar a nuestra altura, de la camioneta se abre la puerta corrediza de atrás, y el pibe que estaba de acompañante también abre la puerta. Y en esos microsegundos en que nos dimos cuenta lo que pasaba, Sol empezó a correr.

Sol corría con miedo, asustada ante la repentina invasión de los muchachos. Mientras Paulita y yo, tranquilas, seguíamos caminando con nuestras manos en los bolsillos, meándonos de la risa.

- Eh! Chicas!! No les vamos a hacer nada!!! - dijo uno

- No te asustes!!! - dijo otro

Las puertas se cerraron, y la camioneta arrancó raudamente, dejándonos a las dos Pau muertas de risa, y Sol, ya casi en la esquina, que empezaba a darse cuenta. Las cinco cuadras que caminamos hasta Santa Fe fueron de pura risa.

- Bueno, chicas, no son tiempos para andar levantando chicas así! En dos segundos me imaginé un secuestro express!!! - se defendió Sol

- Jaaaaaaaaaaaaaa, Sol! Sos lo más!!!! Te juro que con esto salvaste la noche. La semana!!! - dijo Paulita

- Se nota que Sol está re de novia y que nosotras dos estamos muertas de hambre, no??? - dije yo.

No hay comentarios: